CÓMO GERMINAR TU KIRI

Para que puedas tener tu Kiri, germinar las semillas es el primer paso, y resulta muy sencillo siguiendo las pautas que te contamos a continuación. 


MUY IMPORTANTE: Las semillas deben estar de 48 a 72 horas a remojo como mínimo antes de sembrarlas, necesitan ambiente húmedo y luz. Nosotros te recomendamos que las dejes de 4 a 5 días y luego procedas a escurrirlas. 



La temperatura ideal para que germinen los Kiri es entre 15 y 25 ºC, de no ser así morirían de frío o calor, así que ve en cuidado al elegir el momento del año en que decides plantar tu árbol.



Tras haberlas escurrido, es cuando debes de poner las semillas en la turba o tierra para que germinen, esta debe tener un PH entre 6 y 7, eso sí, no te recomendamos utilizar la tierra del campo o jardín. Si fueses a usar la tuya propia, deberías de meterla antes unos 3 min al microondas, para acabar con las posibles semillas residuales, y no confundirlas con los Kiri al brotar. 


Entonces en una maceta pequeña con la turba o tierra ya humedecida, dejas caer las semillas, no las entierres porque necesitan la luz del sol para poder desarrollarse, espolvorea un poco más de turba por encima, pero recuerda que no deben quedar totalmente cubiertas. Cubrimos la maceta con papel transparente de cocina para crear un efecto invernadero. 

ES CRUCIAL QUE TANTO EL SUSTRATO COMO LAS SEMILLAS ESTÉN SIEMPRE HÚMEDOS.


Hay que controlar diariamente la humedad y, en su defecto, pulverizar agua para mantenerla.
¡EN DOS SEMANAS DEBERÍAS DE VER TUS PRIMEROS BROTES!



The “BE GREEN PROJECT”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito Articulo eliminado. Deshacer
  • No hay productos en el carrito.